Domótica para estar cómodo y seguro

Hace años, cuando empezó a hablarse de domótica, nos imaginábamos robots con más o menos aspecto de humanos correteando por la casa y con cierta impertinencia en su intención de ser lo más amables y útiles posibles. El concepto ha cambiado y la domótica, hoy, se refiere fundamentalmente a pequeños gadgets que son muy capaces de hacer la vida doméstica más cómoda y segura. Aquí tienes unos ejemplos:

Honeywell Lyric T6: Un termostato muy inteligente

Termostatos calificados como inteligentes hay a patadas. Pero este de Honeywell nos llama la atención por su panel, muy informativo (no como otros…). Se conecta a tu móvil, desde el que podrás controlar la calefacción de casa, incluso si estás a miles de km. De hecho, cuando estás lejos, el Lyric T6 hace descender los grados por aquello de no derrochar energía; a medida que te acercas (el smartphone hace de chivato), la va elevando para que, cuando llegues, esté a tu gusto. Ojo, lo hace contigo y con todos los miembros de la familia. 180 euros.

Ver video del producto

Panasonic KX-HNC800: Anti mirones

Se trata de una cámara IP, que en lenguaje popular quiere decir que la instalas donde quieres y, a través del móvil, ves lo que ella “ve” aunque estés muy lejos. En comparación con otros modelos similares, esta de Panasonic incluye una tapa a modo de cortina para que se quede “ciega” cuando tú quieras. Otro detalle interesante es que antes de que actives la grabación de la escena, ella lo lleva haciendo 2 segundos. 199 euros.

Ver video del producto

Neatmo Presence: Distingue animales y humanos

Lo que muchos no somos capaces de hacer según determinadas acciones y actitudes, esta cámara sí. Efectivamente, la Presence sabe lo que tiene delante: una persona, una mascota e, incluso, un vehículo. Está indicada para ubicarla fuera de casa (aguanta las inclemencias) y tal función evita falsas alertas en el móvil: que no es un ladrón, que es la suegra… Además, tiene un foco con misión disuasoria. 300 euros.

Ver video del producto

D-Link DCS-8200LH: En modo panorámico

No es por ser pesados con las cámaras IP, pero es que este modelo de D-Link supera al resto en su capacidad de cobertura: 180o. Es decir, verás en tu móvil de lado a lado de la sala y con muy poca distorsión. Por lo demás, hace lo que las demás cámaras avanzadas: alerta de presencia o ruido imprevisto, puede grabar, funciona a oscuras, etc. 119 euros.

Ver video del producto 

Kwikset Premis: Todo un portero

Si tienes instalado Premis en tu casa y alguien llama al timbre, podrás abrirle –o no- mediante tu móvil aunque estés en la oficina. Es una cerradura inteligente que también cuenta con alarma disuasoria de gran potencia. Lo chulo del caso es que, si la controlas con un iPhone o IPad, basta con que le digas “abre” a Siri. 230 dólares.

Ver video del producto

Beewi: Luz a capricho

Puedes controlar el color y potencia que emita esta bombilla mediante tu móvil, por lo que es perfecta para crear ambientes. Además, te permite programar su funcionamiento, para que desde fuera crean que estás en casa… 18 euros.

Ver video del producto 

Grohe Sense: Evita sustos por el agua

La función de este “señor” es detectar cuándo hay agua donde no debería haberla. Vamos, que avisa de fugas, roturas de tubería, etc. Y lo hace en tu móvil a la vez que emite un pitido y enciende una luz roja. Por tanto, su lugar ideal es debajo de la lavadora o en un sótano, por ejemplo. También mide la temperatura ambiente, por si acaso hay riesgo de helada, y el nivel de humedad, para evitar la formación de moho, que en exceso, es malo para la salud. 98 euros.

Ver video del producto

Scanomat Top Brewer: Un café avanzado

Como no todo es vigilar y prevenir, aquí tienes una cafetera 7.0, sí, con forma de grifo. Puedes definir a capricho el café que quieras mediante tu móvil o tableta y una aplicación. Ojo, que también surte de leche con su delicada espuma (si quieres). No, no nos hemos equivocado en el precio. 11.000 dólares

Ver video del producto 

Hestan Cue: Toda una sartén inteligente

Se compone de una sartén y un quemador, muchos sensores y conectividad Bluetooth. Desde tu móvil o tableta, eliges una receta y un amable chef virtual te va guiando paso a paso. Y como la app controla la sartén y el quemador citados, no hay riesgos de comida sin hacer ni quemada. 500 dólares.

 Ver video del producto

AEG RX9: Sabe dónde está y lo que ha hecho

No podía faltar en este escaparate un robot aspirador. Por cierto, ¿sabes quién invento este tipo de gadget? Este modelo de AEG (sí, fueron alemanes, en 2001) incluye un sistema llamado 3D Vision mediante el que el robot sabe dónde ha aspirado y dónde no, así como por dónde puede pasar, para no atascarse. Lo manejas desde el móvil, a través del cual puedes programar su funcionamiento. 999 euros.

Ver vídeo del producto 

Automatic Window Cleaning Robot: Se pega como Spiderman

Su nombre lo dice bien a las claras: es todo un limpiador de cristales, lo que incluye ventanas, mesas, mamparas, etc. Para ello, cuenta con un sistema de succión para no caerse que, asegura la empresa, es 100% efectivo. Diversos sensores reconocen los marcos, paneles, picaportes, etc. 339 dólares

FoldiMate: Doblador de ropa

¿Una tarea doméstica una pizca menos coñazo que planchar? Doblar la ropa una vez que le has quitado las arrugas. FoldiMate es un aparato con aspecto de mini nevera que, tras colgar en ella la ropa, pone en marcha unos brazos mecánicos para dejarla como deseas. Admite hasta 20 prendas en fila; para doblar cada una solo tarda unos 10 segundos. Ah, y mientras lo hace, aplica vapor para facilitar el proceso. Desde 700 dólares